Liniers en Ascenso
Image by Cool Text: Logo and Button Generator - Create Your Own Logo

Lucas Tiedemann es la primera incorporación. No continúan Adrián Espínola y Matías Cantero. El 16 de enero el plantel vuelve al trabajo. Concluyeron las obras en el campo de juego de encuadre e instalación del sistema de riego.

martes, 14 de junio de 2016

SE FUE PARA VOLVER CON MAS FUERZA

Partido distendido en Cañuelas en tarde de despedidas: Campodónico de la práctica activa del fútbol, Ruggero de la conducción técnica del Tambero y Liniers de la categoría. La Topadora mostró las mismas virtudes y defectos que en definitiva no le alcanzaron para seguir en la C. Igualmente destacable la dignidad y compromiso de los jugadores, que afrontaron el partido como si los puntos le fueran necesarios.

El local arrancó con mayor dominio, pero la primera la tuvo Liniers en un desborde de Castano que empalmó Coronel cerca de un poste. Respondió Cañuelas sobre los 21 a través de Grecco asistido por Villalba, pero el delantero definió a centímetros del palo derecho y poco después, en una contra, lo tuvo Peralta pero rebotó providencialmente en un defensor. A los 31 Campodónico tuvo la frutilla del postre de su carrera activa a través de una soberbia vaselina para marcar el tanto de apertura, aprovechando una desatención celeste. Recién sobre el final llegó Liniers a inquietar a Lemos a través de Espínola con un remate rasante que tuvo acertada respuesta del arquero. La Topadora poco pudo generar, Ortíz López cayó demasiado en posición adelantada y sólo tuvo gravitación ofensiva por intermedio de Castano y Coronel.

La historia cambió en el complemento y el partido ganó en animación. Liniers salió con decisión en busca del empate y Cañuelas manteniendo su propuesta ofensiva también tuvo sus oportunidades. Villalba, que fue figura en el primer tiempo se perdió el gol en el inicio el segundo cabeceando por arriba. Creció Mendoza en el medio y Ortíz López armó junto a Coronel y Castano el circuito ofensivo. Klimot evitó el empate a los 4 y poco después fue Ortíz López que aprovechó una cesión de Castano para empatar el partido, aprovechando una mala salida de Liporace. Más tarde fue Romero el que apareció increíblemente en posición favorable al recibir de Coronel, pero cabeceó afuera. Fuera de contexto un gran remate de Peralta se estrelló en el poste izquierdo de Cabrera, y el arquero evitó el segundo ante una chilena de Quinteros. Liniers a través del asombroso despliegue de Romero tuvo su mejor momento cerca de la media hora y Lemos en un par de intervenciones evitó el tanto. Primero ante Paoluccio y luego ante un mano a mano con Coronel tras gran apilada de Castano por izquierda. Cañuelas puso 4 delanteros en cancha y sobre el final tuvo su premio. Cabrera se lució ante un zurdazo de Guzmán y cuando moría el partido una inocente desinteligencia defensiva (talón de Aquiles en todo el torneo) permitió a Brunetti obtener el gol del triunfo. Rivas pudo ampliar en el descuento.

Termina así dignamente Liniers su actuación en la categoría. Un mal comienzo lo condenó a pesar del repunte final. Habrá que dar vuelta la página y apostar a un rápìdo regreso y con más fuerza. Las condiciones favorecen porque hay un plantel que sabe del éxito y buscará revancha, sumado a un cuerpo técnico que dio muestras de su capacidad en las difíciles, remontando una situación que parecía irreversible cuando apenas arrancaba el torneo. La sensación final es que a Liniers le faltaron más partidos para lograr la salvación.

Víctor Marinelli  

Firmar el libro de visitas