Liniers en Ascenso
Image by Cool Text: Logo and Button Generator - Create Your Own Logo

Liniers mostró sus credenciales en el segundo tiempo para ganar sin discusión frente a Yupanqui con gol de Willian Giménez y quedar a sólo 3 puntos de la cima. Próxima Fecha: Viernes 15.30 hs. Liniers-Paraguayo.

miércoles, 28 de agosto de 2013

CON CLAROS Y OSCUROS CUMPLIO SU OBJETIVO

El partido fue entretenido, no por lo bien jugado, sí por la intensidad y la dinámica. El fuerte viento fue un invitado imprevisto que complicó por momentos. El campo desparejo fue otro escollo insalvable.

Liniers intentó manejar el trámite pero se encontró con las ganas de Argentino de Quilmes, que con pelotazos generó acercamientos. Bordón en un par de ocasiones salvó apurado al córner. Tras uno de ellos, de contra, llegó Liniers al tanto de apertura cuando Screpis alargó a Doracio que picó solo en campo rival y definió con justeza ante la apurada salida de Leguizamón.

A diferencia de partidos anteriores, La Topadora esta vez fue ordenado atrás, minimizó huecos defensivos y fue criterioso en el medio, fundamentalmente por el desempeño de Ernesto Banegas. Los intentos visitantes murieron en tres cuartos de cancha. Cerca del final de la etapa un codazo descalificador de Diego Leguiza dejó al Mate con uno menos, y sin su goleador.

La apuesta del Celeste para el complemento fue ceder la iniciativa y jugar de contra. Cerca del inicio Coassini empalmó de cabeza un córner de Screpis y cuando la pelota se colaba en el arco, Leguizamón alcanzó a desviarla del ángulo. A pesar de tener todo bajo control, y con espacios, Liniers no tuvo la determinación necesaria para liquidar el pleito. Casi no sufrió sobresaltos. En la única, Centurión en una réplica definió a las manos de Monllor. Screpis fue protagonista en un par de situaciones, pero el campo le jugó una mala pasada. Sobre el final apuró la visita, muy tibio ofensivamente, generando algunos revolcones para Monllor.

El esfuerzo de la visita hizo que la diferencia de un hombre en todo el segundo tiempo casi ni se notara. Liniers hizo valer su oficio, pero terminó mirando de reojo el reloj.

Argentino de Quilmes deberá adaptarse a la categoría. Con ganas y empuje no alcanza.

Para Liniers, el campo y el viento fueron factores (inevitables al fin) que influyeron para obstaculizar la prolijidad de su juego. El equipo está capacitado para dar más. Con resultados favorables se hace más realizar los ajustes.

La necesidad en algunas circunstancias hace olvidar las formas. Con claros y oscuros, Liniers cumplió con su objetivo: tres puntos en el bolsillo.

Víctor Marinelli


No hay comentarios:

Firmar el libro de visitas